Canciones para recien nacidos

Bebé

Baby Songs es una aplicación gratuita para ayudar a tu bebé a conciliar el sueño con música para toda la noche o una breve siesta. ¿Cómo utilizar Baby Songs? En cuanto tu hijo llore, grite o se ponga inquieto, la aplicación detectará el sonido ambiente y reproducirá automáticamente la canción que hayas seleccionado. Por lo tanto, su bebé podrá escuchar su voz reconfortante hablando con ternura o cantando su canción de cuna favorita incluso cuando usted no esté cerca. Al integrar esta nueva función de vídeo, esta aplicación móvil se convierte en una herramienta esencial para que los padres puedan calmar a sus hijos. Es hora de ir a la cama! Precaución: Padres, no olviden activar el modo de vuelo para evitar que su teléfono suene. No se recomienda dejar el teléfono en la cama del niño mientras duerme. Es mejor colocar el teléfono en una mesa cercana, para mantener una distancia segura de su bebé noche y día

Flores para zoë

Cuando escribí una lista de actividades de conexión para que los padres hicieran con sus hijos, a muchos de mis lectores les fascinó la idea de elegir una canción especial para dedicársela a tu hijo. Hicieron preguntas al respecto y buscaban especialmente sugerencias de canciones. Elegir una canción para cada uno de mis hijos es algo que he hecho desde que tengo uso de razón. No recuerdo cómo empezó, pero una vez que lo hice para uno, sentí que tenía que hacerlo para los demás.

«Mami, ¿puedes cantarme la canción de mi bebé?» Mis hijos llaman a sus canciones especiales su «canción del bebé». Para algunos de ellos, es una canción que yo les cantaba cuando los acunaba para dormir cuando eran bebés. En el caso de los niños que adoptamos a una edad más avanzada, no hubo oportunidad de acunarlos para que se durmieran con su canción, pero eso no me ha impedido acunarlos y cantarles su canción especial.

La mayoría de mis hijos ya son demasiado grandes para acunarlos (¡todos menos uno son más altos que yo!), pero todavía les encantan sus «canciones de bebé». A veces me piden que les cante sus canciones cuando están enfermos o disgustados. Se derriten cuando las escuchan. Incluso mis hijos adolescentes se ponen muy cariñosos cuando suena su «canción de bebé» en el vehículo o cuando les canto su canción.

Te tengo nena

Escanea activamente las características del dispositivo para identificarlo. Utilizar datos de geolocalización precisos. Almacenar y/o acceder a la información de un dispositivo. Seleccionar contenidos personalizados. Crear un perfil de contenido personalizado. Medir el rendimiento de los anuncios. Seleccionar anuncios básicos. Crear un perfil de anuncios personalizados. Seleccionar anuncios personalizados. Aplicar la investigación de mercado para generar información sobre la audiencia. Medir el rendimiento de los contenidos. Desarrollar y mejorar los productos.

No hay forma más dulce de acostar a tu bebé que con una relajante canción de cuna. Mientras acurrucas a tu pequeño a la hora de dormir, añadir música a la experiencia puede aumentar tu sensación de conexión e incluso mejorar el desarrollo cognitivo de tu hijo.

Según UNICEF, las nanas activan varias áreas del cerebro del bebé, lo que puede prepararlo para la adquisición del lenguaje y la lectura. Además, el ritmo de una nana calma a los bebés al reducir su ritmo cardíaco.

Aunque no hay una única definición de lo que «cuenta» como nana, puedes utilizar tu canción pop favorita, siempre que la cantes despacio y en voz baja. En general, cuanto más suave y rítmica sea la canción, más probable será que envíe a tu bebé al país de los sueños.

Las mejores canciones para recién nacidos

Estas rítmicas palabras pueden venir a la mente de forma natural cuando te imaginas acunando a tu nuevo bebé y meciéndolo para que se duerma. ¿Qué podría ser más apropiado, después de todo, que cantar las mismas canciones que generaciones anteriores han utilizado para arrullar a los pequeños hasta el país de los sueños?

Pero para algunos padres y madres, esas canciones de cuna de toda la vida no son suficientes. En su lugar, se inclinan por las canciones que ya suenan en sus cabezas: las viejas favoritas que definieron su infancia o los temas actuales de las listas de éxitos que escuchan de camino a casa desde el trabajo cada día.

¿Y por qué no? A veces, transmitir la música que nos gusta a nuestros hijos -incluso a las edades más tempranas- puede ser como compartir una parte de lo que somos. Puede que pasen años antes de esa primera canción favorita o de ese primer concierto que pueden compartir juntos, pero es un placer sencillo que los padres pueden disfrutar ahora mismo, y, normalmente, el bebé también.

«Mi marido siempre ha cantado a nuestras hijas ‘Ain’t No Sunshine’ de Bill Withers. Cuando la mayor era un bebé, decía que ver la alegría en su cara cuando llegaba a casa del trabajo o del servicio temporal le hacía muy feliz. Escuchó esta canción y se la ha cantado a ella, y ahora a nuestra otra hija, todas las noches antes de acostarse. Es su favorita. «

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad