Alimentos buenos para los huesos

Alimentos buenos para los huesos

cómo aumentar la fuerza de los huesos de forma natural

Los huesos desempeñan muchas funciones en el cuerpo: proporcionan estructura, protegen los órganos, anclan los músculos y almacenan el calcio. Si bien es importante construir huesos fuertes y sanos durante la infancia y la adolescencia, también se pueden tomar medidas durante la edad adulta para proteger la salud de los huesos.
Los huesos están en continuo cambio: se fabrica hueso nuevo y se descompone el viejo. Cuando se es joven, el cuerpo fabrica hueso nuevo más rápido de lo que descompone el hueso viejo, y la masa ósea aumenta. La mayoría de las personas alcanzan su máxima masa ósea alrededor de los 30 años. A partir de entonces, la remodelación ósea continúa, pero se pierde algo más de masa ósea de la que se gana.
La probabilidad de desarrollar osteoporosis -una enfermedad que hace que los huesos se vuelvan débiles y frágiles- depende de la cantidad de masa ósea que se alcance a los 30 años y de la rapidez con que se pierda después. Cuanto mayor sea su masa ósea máxima, más hueso tendrá «en el banco» y menos probabilidades tendrá de desarrollar osteoporosis con la edad.
Si le preocupa su salud ósea o sus factores de riesgo de osteoporosis, incluida una fractura reciente, consulte a su médico. Es posible que le recomiende una prueba de densidad ósea. Los resultados ayudarán a su médico a calibrar su densidad ósea y a determinar su índice de pérdida de masa ósea. Al evaluar esta información y sus factores de riesgo, su médico puede evaluar si usted podría ser un candidato para la medicación para ayudar a frenar la pérdida ósea.

alimentos que hay que evitar con la osteoporosis

A medida que se envejece, mantener una dieta sana y equilibrada llena de nutrientes es una parte fundamental de la salud del cuerpo y de los huesos. Ciertos alimentos y suplementos pueden ayudarle a prevenir la osteoporosis, junto con una plétora de otros beneficios para la salud. Reforzar tu dieta con alimentos ricos en vitaminas te ayudará a verte y sentirte mejor.
El calcio, la vitamina C y la vitamina D son fundamentales para prevenir la osteoporosis. El consumo de alimentos ricos en esas vitaminas y nutrientes fomentará la salud de los huesos y reducirá el riesgo de padecer muchas otras enfermedades a medida que se envejece. A continuación se enumeran algunos de los mejores alimentos para la salud ósea.
El salmón y el atún son especialmente ricos en vitamina D, que ayuda al organismo a procesar el calcio. El pollo sin piel y otras carnes magras también aportan una dosis saludable de proteínas para favorecer la densidad ósea y el crecimiento de los tejidos.
Muchos tipos de frutos secos son una buena fuente de grasas saludables, proteínas y nutrientes como el calcio y el magnesio. Algunos frutos secos ideales para prevenir la osteoporosis son las almendras, las pipas de girasol o los pistachos. Coma un puñado al día como tentempié para favorecer la salud de los huesos.

superalimentos para fortalecer los huesos

Muchos nutrientes intervienen en la salud de los huesos. Algunos nutrientes tienen beneficios científicamente probados, otros pueden tenerlos, pero no hay investigaciones que lo respalden. Algunos nutrientes se necesitan en cantidades tan pequeñas que las personas rara vez tienen carencias de ellos y no deben preocuparse por obtener una cantidad suficiente. Céntrese en los nutrientes cuya necesidad y beneficios están demostrados científicamente. Lea las etiquetas de los alimentos y las bebidas para asegurarse de que cubre sus necesidades diarias.
Aunque muchos alimentos contienen calcio, los productos lácteos son los que más calcio aportan por ración. El calcio añadido (fortificado) a las bebidas puede depositarse en el fondo, así que agite bien el envase antes de beberlo. Las necesidades diarias de calcio cambian con la edad; las personas que no consumen alimentos lácteos tendrán que esforzarse para satisfacerlas o pueden necesitar un suplemento de calcio.
Las personas que consumen incluso cantidades moderadas de alcohol o utilizan inhibidores de la bomba de protones pueden tener una mayor pérdida de magnesio en la orina y pueden beneficiarse de un suplemento (aproximadamente 200-250 mg/día). El magnesio se encuentra en muchos alimentos.

vitaminas para los huesos

Comer bien es algo más que controlar el peso. Hay que ingerir el equilibrio adecuado de nutrientes, vitaminas y minerales para que todos los sistemas del cuerpo funcionen correctamente y para que los huesos y los músculos se mantengan fuertes y sanos.
En nuestra cultura centrada en el peso, es fácil centrarse tanto en la grasa y las calorías de los alimentos que ingerimos que no tenemos en cuenta cómo afecta una comida concreta a todo el organismo. ¿Sabes qué nutrientes había en tu última comida? ¿Cómo le ayudará esa comida a mantener la estructura de su cuerpo fuerte?
A medida que envejecemos, nuestros huesos se vuelven más frágiles y los músculos se debilitan, pero una dieta nutritiva ahora puede ayudar a preservar la fuerza de los huesos y los músculos. Para tener unos huesos fuertes, el cuerpo necesita dos nutrientes clave: el calcio y la vitamina D. El calcio es el mineral que fortalece los huesos y los dientes, y la vitamina D ayuda al cuerpo a absorber el calcio y a mejorar el crecimiento de los huesos.
Los entrenamientos de fuerza en el gimnasio son excelentes para desarrollar la fuerza y la resistencia muscular, pero los músculos también necesitan una nutrición adecuada o lo que hagas en el gimnasio no importará mucho. Al igual que los huesos necesitan vitamina D y calcio, los músculos necesitan proteínas para mantenerse fuertes y sanos.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad